sábado, 16 de noviembre de 2013

Reseña: Héroe de las Galaxias.



S i n o p s i s 
  
  En el limbo de los héroes muertos, Benito Juárez comienza a tener una serie de visiones: al parecer, la Tierra será tomada por los extraterrestres. Nuestro héroe no puede quedarse de brazos cruzados, así ideará un plan para regresar a nuestro mundo, aunque eso implique romper las reglas. 
  Toño, Nacho y Margarita serán los elegidos para acompañarlo en esta loca travesía en la que tendrán que viajar en el tiempo, enfrentarse con monstruos asquerosos, huir de los adultos y convencer a todos de que la amenaza es real y no está sólo en su imaginación.  


R e s e ñ a
  
Este libro lo he estado publicitando durante varios meses, pero eso no significa que no vaya a ser sincera en esta reseña.

  Para comenzar les explico un poco a los que no son mexicanos sobre este personaje tan importante tanto en este libro como en la historia de México. Benito Pablo Juárez García, mejor conocido como Benito Juarez fue un importante presidente mexicano que cambio de muchas maneras México. Si quieren saber más, seguro encuentran mucha información en Internet.  

  Tuve el honor de ser invitada por el autor a presentar su libro el día de ayer y escuche cosas muy interesantes de los otros dos presentadores y del autor. En esta reseña voy a utilizar informaciones que escuche ayer para hacerla lo más completa posible. 

  Lo que resalta mucho al leer Héroe de las Galaxias es, su sentido del humor. Seguramente piensan que la idea de un héroe nacional contra extraterrestres es ridícula pero en realidad la historia está tan bien planteada que en ningún momento parece tonta o ridicula. Lo que causa risa y carcajadas son los chistes que hay en los diálogos de los personajes y en la narración. Cosas de las que solemos reírnos. 

  Pablo Mata Olay escribe de una manera sencilla pero no simple que incita a continuar la lectura. Es un libro muy entretenido que atrapa desde el primer capitulo y que no aburre en ningún momento, es muy constante, sin altibajos. Además de, como ya dije antes, su gran sentido del humor. 

  El tema es muy original y no hace falta leerlo para saberlo, simplemente hay que leer la contraportada. Nos hace conocer más sobre este presidente, cosas que, cómo dijo una amiga del escritor que estaba en el público, tal vez se nos olvidaron al salir de la escuela o no nos interesaron lo suficiente como para recordarlas. Héroe de las Galaxias nos enseña un poco de historia de una manera más divertida que un maestro vestido de gris frente a una pizarra gris.  

  Alberto Chimal e Ira Franco (por cierto, Ira me parece un nombre genial), presentadores del libro, dijeron ambos algo muy cierto: el libro trata de manera "cómica" problemas del México actual. No voy a decir mucho sobre este tema pues no quiero hacer spoilers que arruinen la lectura de aquellos que se animen a leer este libro.

   El autor, Pablo Mata Olay, es una persona muy amigable. Es muy alto y grande pero al mismo tiempo muy tímido, es, de alguna manera, como un niño, entiendo ahora porque escribe para jóvenes. Durante su presentación, habló sobre como quería que su libro volviera más humanos a los héroes que de alguna manera a lo largo de la historia hemos "santificado".

¿Lo recomiendo? Definitivamente. En especial para mexicanos, sin importar la edad. Este libro demuestra mucha cercanía (por lugares, personas, etc...). Gracias a autores como Pablo, sabemos que no tenemos que ser estadounidenses para vivir aventuras. Pablo nos abre puertas a "otros mundos", mundos cercanos, mundos accesibles. 

Sinceramente este libro se merece sin dudar...


  

- Julia. 

viernes, 8 de noviembre de 2013

Un poco de poesía tras mi ausencia.

  Sé que he estado muy ausente y me siento muy culpable por ello. Quiero agradecer a todos los que han seguido leyendo y comentado mis entradas.  
Ya que yo no escribo nada (pero espero que eso cambie) los invito a todos a leer el blog de mi padrino quien está muy activo últimamente. 

  Hoy les traigo una entrada diferente. Se trata de un poema que he de aprenderme para la escuela pero que además me gusta mucho. Sé que es conocido, que no es ninguna novedad pero eso no me impide compartirlo. Se trata de la Rima IV de Bécquer.


Rima IV

No digáis que, agotado su tesoro,
De asuntos falta, enmudeció la lira,
Podrá no haber poetas; peros siempre 
Habrá poesía. 


Mientras las ondas de la luz al beso
Palpiten encendidas,
Mientras el sol las desgarradas nubes 
De fuego y oro vista,
Mientras el aire en su regazo lleve
Perfumes y armonías,
Mientras haya en el mundo primavera
¡Habrá poesía!


Mientras la ciencia a descubrir no alcance
Las fuentes de la vida,
Y en el mar o en el cielo haya un abismo 
Que al cálculo resista,
Mientras la humanidad siempre avanzando
No sepa a do camina,
Mientras haya un misterio para el hombre,
¡Habrá poesía!


Mientras se sienta que se ríe el alma,
Sin que los labios rían;
Mientras se llore, sin que el llanto acuda
A nublar la pupila;
Mientras el corazón y la cabeza
Batallando prosigan,
Mientra haya esperanzas y recuerdos,
¡Habrá poesía!

Mientras haya unos ojos que reflejen
Los ojos que los miran,
Mientras responda el labio suspirando
Al labio que suspira,
Mientras sentirse puedan en un beso
Dos almas confundidas,
Mientras exista una mujer hermosa,
¡Habrá poesía!


Gustavo Adolfo Bécquer.

- Julia.

domingo, 3 de noviembre de 2013

Reseña: Esmeralda.




S i n o p s i s

  ¿No podríamos seguir siendo amigos?". Seguro que muere un hada cada vez que en algún lugar del mundo se pronuncia es pregunta. Pero el perfectísimo Gideon de Villiers a quien Xemerius prefiere llamar "el innombrable" no tiene suficiente sensibilidad para pensar en hadas ni para deja de pisotear mi coranzoncito. Si no fuera porque cuando lo miro se me corta la respiración y me tiemblan las piernas, le hubiese soltado u bofetón que le habría mandado directo al siglo XIX sin necesidad de cronógrafo... Aunque, en lugar de hacer eso, solo le fulminé con la mirada y me alejé. Al fin y al cabo, éramos los dos últimos viajeros en el tiempo y en pocas horas saltaríamos juntos a 1782 con una misión a vida o muerte. 

R e s e ñ a
  
  Toda esta trilogía es una maravilla de principio a fin. Esmeralda es el libro más grueso pero es muy fácil y rápido de leer. La autora tiene una prosa increíble que te mete en la historia. Siempre estás entretenido y es imposible para de leer. En especial el último libro pues todos los misterios que se crean a lo largo de los dos primero se van resolviendo poco a poco. 

  Los personajes evolucionan todo el tiempo. A veces no sabes muy bien que pasa ya que las verdaderas intenciones de los personajes está muy, muy bien ocultas. Y por fin en Esmeralda podemos descubrir los que ha pasado, que pensaban, quienes eran los buenos y quienes eran los malos. 

  La manera en que la historia es narrada (por la protagonista) te permite ir resolviendo junto con ella. El problema es que seguro te equivocas. Nada es lo que parece y nunca sabes quien miente.  

  El misterio está presente en todo momento lo cual es muy importante, gracias a él la 
historia puede avanzar. Los tres libros están tan llenos de misterio que tan pronto acabas de leer uno quieres el siguiente. Por eso yo recomiendo tener los tres antes de comenzar a leer.

  No puedo hablar del final pero...no me puedo resistir, simplemente me ha encantado, no es el final menos inesperado pero seguro sorprende. Te deja una sonrisa en la cara. 

  La historia de amor entre Gideon y Gwen estaba ya muy bien en Zafiro, el segundo libro. Pero hay esta inesperada vuelta. No sabes si Gideon te cae bien o lo detestas. ¡Cambia tanto! Aunque cuando lees la contraportada de los tres libros crees que es una historia demasiado acaramelada resulta que no pero Gwen....ajjj, es tan desesperante a veces. Me cae bien, creo que es muy lista pero cuando empieza a lamentarse por Gideon como si fuera perfecto. Es lindo, guapo, amable (a veces) pero perfecto es un adjetivo muy grande para él. La trato muy bien y luego muy mal, entonces no te lamentas por la simple razón de que LA TRATO MAL. Y después hay un cambio pero no les diré cual...

  Todo el libro es una mezcla de temas distintos. Están perfectamente combinados para dar una historia diferente, sorprendente y entretenida. En resumen es un libro que cierra una bella trilogía que te atrapa desde el primer renglón. No hay mucho más que decir, no hay nada malo y todo lo bueno que hay ya lo he dicho ya en las reseñas de Zafiro y Rubí

¿Lo recomiendo? Por supuesto. Seguro te encanta, (que quede claro que no es solo un libro para niñas).


 
- Julia.